¿Cómo funciona un reloj mecánico?

¿Alguna vez te has preguntado cómo funciona un reloj mecánico? El movimiento de un reloj mecánico es una maravilla de la ingeniería que se ha perfeccionado a lo largo de los siglos.

Compuesto por cientos de pequeños componentes, el tipo más común de reloj mecánico es el reloj de pulsera. Otros tipos de relojes mecánicos incluyen relojes de bolsillo y relojes de escritorio.

En esta publicación, veremos el funcionamiento interno del reloj mecánico. Así que sin más preámbulos, ¡comencemos!


Ejemplo de los componentes internos de un reloj mecánico.

Componentes de un reloj mecánico

Aunque hay muchos componentes diferentes y características adicionales que conforman los mecanismos de un reloj mecánico, los fundamentos básicos son los mismos. ¡Todos estos componentes básicos funcionan juntos a la perfección para un cronometraje perfecto que exploraremos a continuación!

La corona

Una de las partes más importantes de un reloj mecánico es la corona. La corona es responsable de dar cuerda al resorte real del reloj, que alimenta el reloj. También permite al usuario establecer la hora y la fecha y dar cuerda al resorte principal girando la corona.

Muelle real

El resorte principal de un reloj mecánico es responsable de impulsar el movimiento del reloj. Es una tira de metal enrollada, de casi un pie de largo, que se enrolla apretadamente alrededor de un eje central. A medida que el resorte se desenrolla, libera energía que impulsa el movimiento del reloj.

Recomendamos dar cuerda al resorte principal de su reloj usando la corona una vez al día. Por lo general, un reloj marca el mejor tiempo cuando el resorte real está por encima de la mitad de la tensión. Sin embargo, con el tiempo, el resorte principal puede perder potencia y será necesario reemplazarlo.

tren de ruedas

Al lado del resorte principal está el tren de ruedas. Un sistema de engranajes que impulsan las manecillas de cronometraje y las ruedas asociadas.

La primera rueda del tren es la rueda central que está conectada al cilindro del resorte real y sostiene el minutero, girando una vez por hora.

La segunda rueda del tren está conectada a la rueda central y transmite potencia desde el resorte real al escape del reloj.

La tercera rueda transmite potencia a la cuarta rueda.

La cuarta rueda gira una vez por minuto en pasos incrementales y sostiene la manecilla de segundos.

El tren de ruedas es una parte esencial de un reloj mecánico y es responsable de impulsar el movimiento del reloj. Si alguna de las ruedas del tren está dañada o rota, puede hacer que el reloj deje de funcionar.


Ejemplo de un tren de ruedas en un reloj mecánico.

Trabajos de movimiento

Los trabajos de movimiento permiten que las manecillas del reloj giren libremente para ajustar la hora, utilizando la corona.

Además, el movimiento de un reloj tiene una relación de 12:1 para la manecilla de la hora, lo que hace que la manecilla de la hora funcione 12 veces más lentamente que la manecilla de los minutos, a pesar de que ambas manecillas están en el mismo eje.

Los engranajes involucrados en esta reducción de velocidad son el piñón del cañón, la rueda de minutos y la rueda de horas.

el escape

El escape es un componente delicado que controla el flujo de energía del resorte real y evita que libere toda su energía a la vez.

El escape consta de un volante y una espiral, que trabajan juntos para mantener el reloj en marcha a un ritmo constante.

El escape también utiliza joyas y amortiguadores para evitar que los engranajes del reloj se salgan de su lugar por un impacto inesperado.

Rueda de balance

Una rueda de equilibrio es una pequeña rueda con peso que oscila hacia adelante y hacia atrás y está conectada al resorte principal, al que se le da cuerda cuando se usa el reloj y libera su energía gradualmente a medida que el reloj funciona. Esta energía impulsa el volante. Cuanto más rápido oscile el volante, más rápido funcionará el reloj.

El volante es una parte esencial de un reloj mecánico y ayuda a mantener el tiempo con precisión.

Estructura de soporte

En un reloj mecánico, la estructura de soporte se compone de placas de metal de varias formas que sostienen los componentes internos del reloj.

La placa principal sirve como base, mientras que la placa puente sostiene el cilindro del resorte principal y las piezas asociadas.

Luego tienes el puente de ruedas del tren que soporta el tren de ruedas.

El puente de tarima sostiene la horquilla de tarima y el puente de equilibrio sostiene el conjunto de rueda de equilibrio y regulador.

La estructura de soporte de un reloj es importante para su función general y durabilidad. Estas placas trabajan juntas para mantener el movimiento del reloj preciso y funcionando sin problemas. Sin una estructura de soporte fuerte, un reloj mecánico se vendría abajo rápidamente.


¿Cuánto duran los relojes mecánicos?

Depende de una serie de factores, incluida la calidad del reloj, qué tan bien se mantiene y con qué frecuencia se usa. En términos generales, un reloj mecánico bien hecho puede durar décadas con el cuidado adecuado. Sin embargo, si un reloj no recibe el mantenimiento adecuado o se usa en exceso, es probable que deba repararse o reemplazarse antes.

Cuando se trata de la reparación de relojes mecánicos, es importante encontrar un relojero calificado que pueda reparar adecuadamente su reloj.

En AMJ Watch Repair somos expertos en la reparación de relojes mecánicos. Mantenemos piezas de repuesto a mano para que podamos reparar cualquier reloj.


¿Es malo dejar que tu reloj mecánico se detenga?

Si tiene un reloj mecánico, es posible que se pregunte si es malo dejar que se detenga. Después de todo, estos relojes son delicados y costosos, por lo que debe asegurarse de cuidar su reloj adecuadamente.

La respuesta es que no es necesariamente malo dejar que tu reloj mecánico se detenga. De hecho, puede ser bueno que el reloj se tome un descanso de vez en cuando. Esto puede permitir que los componentes internos del reloj descansen y eviten el desgaste.

Por supuesto, si su reloj se detiene durante demasiado tiempo, deberá ser reparado o reparado. Pero siempre que no lo deje reposar durante años, no hay necesidad de preocuparse por dañar su reloj al dejar que se detenga.


Cuidando tu reloj

Los relojes mecánicos son piezas de maquinaria increíblemente complejas y requieren un mantenimiento regular para que funcionen correctamente. Los relojeros recomiendan hacer revisar un reloj mecánico cada 3-5 años para limpiar y engrasar las piezas móviles.

Un reloj mecánico puede durar generaciones y convertirse en una reliquia familiar con el cuidado adecuado. Si tiene un reloj mecánico, es importante que lo revise regularmente para mantenerlo en buenas condiciones de funcionamiento.

Deja un comentario